jueves, 6 de agosto de 2009

No puedo pagar la hipoteca.¿Qué puedo hacer?


¿No puedo pagar la hipoteca?


ADICAE es una asociación que gestiona reclamaciones por problemas con bancos y cajas. Últimamente el problema más común son las hipotecas, unos contratos complicados en los que la mayoría de los firmantes desconoce los entresijos del contrato firmado. En la segunda charla de las jornadas de verano de “la capaceta” y el colectivo “Zalema” nos zambullimos en el mareante laberinto de las hipotecas.


¿No puedo pagar la hipoteca, qué puedo hacer?


Nos explica César Torres que en ADICAE asesoran a los socios y ayudan a personas que no pueden pagar la hipoteca, “les pedimos que señalen en rojo todo lo que no entienden de su hipoteca, a partir de allí se explica lo que se ha firmado”.

“Los bancos nos envuelven en un lenguaje que no comprendemos y hemos de tomar, como consumidores, conciencia de nuestros derechos y obligaciones respecto a los bancos”.


¿Qué es una hipoteca?


Hoy en día es la mayor inversión de nuestras vidas, lo más importante que realizan las familias. No sabemos comprar hipotecas, ni valorarlas porque la mayoría de las personas partimos del desconocimiento. Cuando firmamos una hipoteca el 65% de nuestro sueldo durante 40 años va destinado a saldar la hipoteca, “no importa lo que diga el comercial, importa lo que vamos a firmar”.


¿Cuánto vamos a pagar y en que condiciones?


Tenemos derecho a pedir en cada entidad bancaria una oferta vinculante, un resumen de los datos más importantes de la hipoteca, de cierta forma es un precontrato.

¿Por qué el banco pide avalistas?

El banco decide que tú no puedes pagar la hipoteca. El problema comienza cuando uno asume un valor superior al valor de tasación y se necesita un segundo avalista. No hay que olvidar que por ley podemos elegir qué empresa realiza la tasación, ya que normalmente la realiza el mismo banco.


¿Índices? Hay hipotecas que no dependen del Euribor, dependen de otros índices que hay que conocer y elegir. El Euribor se configura respecto las medias de la suma de los bancos de los países europeos.


¿Cuota? Es lo que pagamos periódicamente.


¿Comisiones? Las comisiones son libres, son negociables, no existe ninguna regulación y el banco tiene libertad en las comisiones.


¿Hipoteca vinculada? Adquieres con tú hipoteca seguros, tarjetas, etc.. Por ley tienes que domiciliar la nomina y realizar el seguro contra incendios, el resto es negociable y hay que sacar cuentas.


- Cuando el banco dice “NO”, comienza la negociación. –


Existen muchos tipos de hipotecas y todas tienen unas condiciones particulares que se han de negociar.


¿Qué pasa cuando no se puede pagar la hipoteca?


Normalmente la legislación ayuda mientras llevamos correctamente los pagos. Si no se pueden pagar la hipoteca, existen mecanismos como la renegociación de nuestra hipoteca, novación, se vuelve a negociar los plazos, las cuotas, los intereses etc.. Si no hay negociación existe la subrogación que consiste en ir con la hipoteca a otro banco, quienes también te han de dar una oferta vinculante. Piden una certificación de deuda para conocer el estado correcto de la hipoteca, si se lleva a efecto la subrogación implica gastos notariales.


¿Y si dejamos de pagar la hipoteca?


El primer mes tiene una penalización entorno a un 2% de nuestra cuota y a partir del tercer mes se entra en un registro de morosos y la relación con tú banco y otros bancos es difícil. El banco puede subastar el piso y por ley puede retener hasta 24 meses la subasta del inmueble. Por ley los bancos han de aprovisionar de los beneficios, los morosos y por ello detienen en muchos casos el proceso de subasta, pues de esta forma están declarando menos beneficios y pagan menos impuestos. Esto puede cambiar en el futuro, lo que podría contribuir a aumentar el número de subastas. Normalmente a los cuatro meses de impagos el banco tramita el desalojo del inmueble por vía judicial. En ese momento se acaba la negociación.


La negociación es un derecho como consumidor


Siempre se puede negociar con el banco, proponer pagar menos en más tiempo o si no se puede pagar la hipoteca aplicar la dación: “no se puede pagar, aquí tienes mí piso y lo pagado es como si hubiese sido el alquiler”.


En caso de que hayas alquilado tu casa antes de no poder hacer frente a la hipoteca, el banco no podrá echar al nuevo inquilino en un plazo de cinco años, a no ser que demostrara la mala fé.

La charla fue enriquecedora, surgieron dudas y sus respectivas preguntas, los asistentes disfrutemos escuchando y aprendiendo de un laberinto del que cuesta mucho salir y que por medio de esta charla queríamos compartir. ¡Muchas gracias!.


¿Cómo comprar casa sin hipotecarte el resto de tu vida?


Este es el cuento de una sociedad que no acepta la especulación y no permite la corrupción urbanística. Donde la vivienda es una necesidad y un derecho, una sociedad solidaria y responsable, consumidores que exigen una banca ética que no crea desigualdades y desequilibrios sociales. Un mundo mejor, otro mundo posible que estamos comenzando a construir.


Y fueron felices y pidieron una hipoteca…


2 comentarios:

juan carlos dijo...

compro piso en valencia segun la hipoteca que se deba y donde este situado el piso

Anónimo dijo...

HOLA ME LLAMO ROSA A. QUIERO SABER SI ESTA NEGOCIACIÓN TAMBIÉN SE PUEDE HACER CON LAS FINANCIERAS POR YO TENGO LA HIPOTECA CON ELLA Y YA NO TENGO PARO NI NINGÚN INGRESO ECONÓMICO.HASTA EL MOMENTO HE PAGADO RELIGIOSAMENTE TODAS LAS CUOTAS + DE 9 AÑOS PERO YA NO PUEDO MAS GRACIAS: